Futbolista de 17 años, sale del clóset, convirtiéndose en el primer futbolista profesional abiertamente gay en Gran Bretaña

jack daniels

Jake Daniels, de Blackpool, dijo que su decisión de salir del armario como el único futbolista profesional masculino activo abiertamente gay del Reino Unido fue “un gran alivio”.

Daniels, un mediocampista del club Championship, es el primer futbolista profesional en el juego masculino del Reino Unido en más de 30 años en salir del clóset mientras aún está activo.

En declaraciones a Sky Sports, el joven de 17 años dijo: “Ahora es el momento adecuado para hacerlo. Siento que estoy listo para contarle a la gente mi historia“.

Añadió: “Desde que salí del clóset con mi familia, mi club y mis compañeros de equipo, ese período de pensar demasiado en todo y el estrés que creó se ha ido. Estaba afectando mi salud mental. Ahora estoy seguro y feliz de ser yo mismo finalmente”.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Official Jake Daniels (@officialjakedaniels)

“He estado pensando durante mucho tiempo sobre cómo quiero hacerlo, cuándo quiero hacerlo. Sé que ahora es el momento. Estoy listo para ser yo mismo, ser libre y tener confianza en todo”.

El jugador del Adelaide United, Josh Cavallo, es el único futbolista profesional masculino de primer nivel abiertamente gay en el mundo, y salió del armario en octubre pasado.

“Oculté quien soy porque quería se futbolista”

El candente prospecto del Blackpool, que ha marcado 30 goles con la sub-19 esta temporada, firmó un contrato profesional con el club en febrero.

Hizo su debut  a principios de este mes en el último día de la temporada, y jugó un papel importante en la carrera del equipo a los cuartos de final de la FA Youth Cup, anotando contra el Chelsea en Stamford Bridge.

Al salir del clóset dijo: “Durante mucho tiempo pensé que tendría que ocultar mi verdad porque quería ser, y ahora lo soy, futbolista profesional. Me preguntaba si debería esperar a retirarme para salir. Ningún otro jugador en el juego profesional está fuera del clóset”.