true blood

Es desconcertante pensar que la serie de vampiros gay de HBO, True Blood, se estrenó hace 10 años. ¿Aún más desconcertante? Este fin de semana se anunció que la serie regresará con una adaptación musical en el escenario… (como si ya no fuera lo suficientemente gay).

Alan Ball, creador de la serie, hizo el anuncio este fin de semana en una proyección de aniversario del primer episodio del programa en Los Ángeles.

“El musical contará la historia de vampiros saliendo del clóset”.

Dijo Ball durante la proyección.

“En última instancia, realmente se aleja del libro, porque las personas no están listas y son demasiado fanáticas. eventualmente Los vampiros terminan volviendo al armario”.

El show y los libros de Charlaine Harris operaron en gran medida como una metáfora extendida para personas LGBT. La hepatitis V era una enfermedad comparable al VIH que amenazaba la vida de los vampiros, e incluso inspiró una pegatina en el programa que se parecía a algunas de las campañas de Act Up. También había una iglesia radical contra los vampiros, la Fraternidad del Sol, que satirizó a la Iglesia Bautista de Westboro con carteles de protesta que decían: “Dios odia los colmillos”.

Los libros y la adaptación televisiva presentaban varios personajes LGBT, incluyendo el cocinero gay, Lafayette Reynolds (Nelsan Ellis) y el vampiro bisexual, Eric Northmann (Alexander Skarsgård).

Esperemos que los actores originales de la serie, hagan una aparición en el escenario musical, que está siendo desarrollado por Nathan Barr.