game hbo

A pesar de las críticas y el boicot en su contra, Game of Thrones terminó volando alto y sin precedentes con un final récord en su audiencia.

El megahit de HBO atrajo a 13.6 millones de espectadores tan solo en el canal, durante su emisión final el domingo por la noche. Añadiendo repeticiones y streaming, esa cifra asciende a 19,3 millones. Ambas cifras son registros históricos no solo para Game of Thrones, sino para todo el recorrido de HBO.

El récord anterior para Juego de Tronos se estableció hace una semana con el penúltimo episodio el 12 de mayo, que entregó 12.48 millones de espectadores para su debut al aire y un total de la primera noche de 18.4 millones.

La temporada final ha registrado cinco de los seis episodios más vistos en la historia de Game of Thrones. Con transmisión continua, DVR y visualización bajo demanda y repeticiones adicionales, HBO dice que la octava temporada promedia 44.2 millones de espectadores hasta el domingo. Eso es más de 10 millones de personas por encima del promedio de la séptima temporada.

El antecedente récord de una emisión única en HBO se mantuvo en el estreno de la cuarta temporada de The Sopranos, que atrajo a 13.43 millones de espectadores en 2002, mucho antes de la era del streaming (o incluso la reproducción de DVR, en realidad). El episodio final del programa en 2007 también alcanzó el máximo anterior para un final de la serie de HBO con 11.9 millones de espectadores.

Juego de Tronos fue el segundo gran final de la semana. Tres días antes, The Big Bang Theory se retiró después de 12 temporadas en CBS con 18.52 millones de espectadores, lo que probablemente terminará muy por encima de los 20 millones luego de una semana de streaming. (En cuanto streaming, CBS llega a más del doble de hogares que HBO por suscripción).